Antonio Scurati es un valiente. No cabe duda de ello. Confrontarse con la biografía de Mussolini y la conquista del poder por parte del fascismo en la Italia de la primera posguerra no es moco de pavo. Menos aún si lo que se quiere hacer es una novela en que, como explica el autor al principio de la obra, todos los acontecimientos, los personajes, los diálogos y los dicursos son históricamente documentados. Atención, de todos modos: M. Il figlio del secolo no es un ensayo histórico, sino una novela. Aquí está el nudo gordiano de las polémicas que se han dado en Italia tras su publicación.

Vayamos con orden. Scurati es un renombrado escritor, además de profesor de literatura contemporánea en el IULM de Milán. M. Il figlio del secolo, publicado en 2018 y galardonado con el importante Premio Strega, abarca el periodo que va de principios de 1919, con la fundación de los Fasci di Combattimento en una Italia aún traumatizada por los estragos de la Gran Guerra, al 3 de enero de 1925, cuando Mussolini pone fin a la crisis abierta por el asesinato del diputado socialista Giacomo Matteotti y da el definitivo giro autoritario que llevará en pocos meses a la implantación de la dictadura fascista.

Son, pues, «solo» seis años de la vida política del país transalpino y, especialmente, del que se había convertido en hombre fuerte del país, los que aparecen en las algo más de 800 páginas de una novela muy bien escrita. El propósito de Scurati es, sin embargo, seguir adelante con otros dos volúmenes y así relatar prácticamente todo el ventennio fascista.

Per llegir l'article complet fes una prova gratuïta de 15 dies o fes una subscripció de pagament. Accedeix si ja ets subscriptor.